Musicoterapia: Una alternativa para lidiar con la depresión y la ansiedad

¿Te ha pasado que después de un día difícil o un momento de tristeza, escuchas una canción y automáticamente tu estado de ánimo se recompone? Pues de eso se trata la musicoterapia, una herramienta alternativa que utiliza instrumentos vibratorios para activar campos energéticos del cuerpo y tratar algunos problemas de salud mental.

Controla tu angustia y depresión con la musicoterapia

Las terapias alternativas a través de la música son una experiencia sensorial que activa diferentes áreas cerebrales de manera simultánea. Esto se convierte en un tratamiento muy útil a nivel emocional, cognitivo y físico ya que se puede enfocar la concentración en esa área específica que te está afectando.

De hecho, muchas investigaciones han demostrado grandiosos resultados incluso en sesiones de rehabilitación, aprendizaje y para fortalecer el bienestar.

Beneficios para tu espíritu

La música es un medio de expresión, en ocasiones ni siquiera requieres de escuchar una letra que te conmueva o emocione, basta con oír con un piano, un violín o un saxofón que termine conquistando todos tus sentidos.

Algunos artistas usan sonidos para estimular su creatividad, pensamiento, lenguaje, memoria y aprendizaje y puedes sentirla incluso desde cuando estás en el vientre de tu madre. Aporta fabulosas bondades:

  • Mejora tu orientación, aumenta tu capacidad de atención y concentración.
  • Estimula tu lenguaje, brindándote herramientas comunicativas efectivas.
  • Relaja los músculos que tienes tensionados, por ejemplo, en crisis de pánico, la música tranquiliza.
  • Disminuye los niveles de ansiedad.
  • Mejora tus habilidades sociales.
  • Incrementa tu autoestima.
  • Es una especie de medicina holística, es decir que tú te sanas naturalmente a través de tu organismo.
Musicoterapia
Imagen recuperada de “www.pinterest.com.mx/webpositiva.es”

Elige tu playlist correctamente

Hay una gran infinidad de géneros musicales, pero no todos funcionan en este tipo de terapia alternativa y complementaria por eso debes saber elegir ciertos ritmos en los que el estrés, la depresión o la angustia comienzan a apoderarse de ti.

Ponte tus audífonos inalámbricos, recuéstate en un lugar cómodo y dale play a una lista de reproducción con estas características y conviértete en tu propio terapeuta musical:

  • Tiempo
    • Los tiempos lentos transmiten calma y seguridad este funciona en momentos de ansiedad que ya no puedas controlar.
    • Los rápidos suelen ser más excitantes, si estás a punto de presentar una prueba importante, motívate con estos sonidos. 
  • Ritmo
    • Si quieres una actividad motora lenta y si necesitas calmarte elige un ritmo lento. 
  • Armonía
    • Se produce cuando suenan varios sonidos a la vez. Si estás pasando por una situación muy triste selecciona armonías que levanten tu ánimo. Los solos de guitarra son fabulosos. 
  • Intensidad
    • Utiliza un volumen medio adecuado para tu capacidad auditiva 
  • Instrumentalización
    • Los sonidos de la naturaleza son placenteros. El piano, la cuerda, el violín son melancólicos, pero a la vez expresivos y penetrantes.

Mejora tu calidad de vida, baila, canta y sé feliz

Existen casos en los que la música ha ayudado en distintas etapas médicas y terapéuticas, por ejemplo: la recuperación del habla después de un daño cerebral, en niños con autismo, personas con alzhéimer y esquizofrenia y en otros trastornos emocionales como la depresión, ansiedad, conductas alimentarias dañinas y cambios de personalidad.

Esta es una alternativa a la mejora muy efectiva, la musicoterapia la puedes practicar en cualquier momento del día e incluso, accedes a ella desde tu teléfono inteligente.

¿Cómo se lleva a cabo una sesión de musicoterapia?

  1. Puedes hacerlo solo si quieres, esto depende de tus necesidades, pero también está permitido pedir compañía y acudir a esa persona que esté contigo pacientemente.
  2. Comienza a pensar qué es lo que te sucede, qué pasa dentro de ti, si tienes miedo, ganas de llorar, ira, dolor; exprésalo. Una vez seas consiente de lo que te acontece ya es momento de comenzar a sanar.
  3. Comienza a declarar y a agradecer la sanación, los cambios que se van a presentar a nivel físico y emocional y todo lo que digas para tus adentros deben ser siempre en positivo.
  4. Ponte tus audífonos y comienza a escuchar tu música relajante, siente recorrer los sonidos por tu cuerpo y cómo va curando cada parte de tu sistema nervioso, muscular, tus órganos sexuales y corazón.
  5. Respira lentamente, inhalando por tu nariz e inflando tu estómago y exhalando votando todo el aire por la boca.
  6. Usa un humidificador con esencias relajantes para que te concentres más fácilmente.
  7. El tiempo que le dediques depende de ti.
  8. Deja que todas las emociones fluyan y vívelas, no las retengas.
  9. Este último paso es opcional, pero una vez termines, puedes escribir lo que acabar de experimentar, esto con el fin de que vayas releyendo lo que has manifestado y así notes tu progreso.
beneficios de la musicoterapia
Imagen recuperada de “www.elcolombiano.com”

Música y terapia dos medicinas para cuerpo y alma

Adapta la musicoterapia a tu cotidianidad, incluso en aquellos días de estrés por tu trabajo o porque tuviste una discusión con tu crush o perdiste un examen de la prepa en cualquier situación puede ayudarte de manera muy positiva.

Los sonidos que se emiten a través de diversos instrumentos nutren tu mente y cuerpo, así que comienza a escuchar las playlists más poderosas que te hagan sentir una mejor persona.

Linio México

Quizás te pueda interesar: ¿Cómo fortalecer la autoestima en niños? ¡Acá encontrarás algunos tips!

¿Te gustó el artículo? 1 estrella2 estrellas (Ninguna valoración todavía)

Cargando…

2 Comments

  1. Pingback: Cuidado de mascotas: Guía práctica si tienes un perro o un gato en casa

  2. Pingback: Pañaleras para bebés, los elementos que debes llevar en la mochila

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *