Puebleando por México

México es famoso por sus pequeñas localidades rurales, esas que salen en películas y que han sido inmortalizadas como el corazón de este gran país.

El Gobierno de la República, gracias a su brazo en la Secretaría de Turismo, ha abierto la posibilidad de que los pueblos y comunidades de México, puedan ser llamados Pueblos Mágicos, que, según la definición, es:

“Una localidad que, a través del tiempo y la modernidad, ha conservado, valorado
y defendido, su herencia histórica, cultural y natural; y la manifiesta en diversas
expresiones a través de su patrimonio tangible e intangible”

Así que, visitar alguno de estos lugares, es igual a conocer el verdadero significado del país.

Viajar por cada uno de los 32 estados federativos de México es igual a conocer un Pueblo Mágico, pero existen algunos que han destacado y que son las favoritas de los turistas, tanto locales como extranjeros, ya sea por la comida, los paisajes, las actividades o las playas.

 Batopilas, Chihuahua

Localizado en la Sierra Madre Occidental, Batoplilas es perfecto para las personas fanáticas de la arquitectura, la minería y los bellos paisajes. Destaca por cercanía a Barrancas del Cobre y al tren que recorre el camino.

Para las personas que aman el turismo de aventura, esta localidad podrá proveer varias actividades realizadas en sus magníficos ecosistemas.

Pátzcuaro, Michoacán

Las artesanías son el principal atractivo en esta localidad, con la técnica purépecha mejor conservada, Pátzcuaro destaca por sus finos detalles y su espectacular mercado de objetos tradicionales.

Los lugares de interés y que no se pueden pasar por alto son: el Antiguo Colegio de San Nicolás, la Casona de los once patios y el Palacio de Huitziméngari.

Tequila, Jalisco

El favorito de muchos mexicanos, este territorio es famoso por el destilado que produce, acompañado de sus miles de tours a las casas productoras más importantes del mundo.

Las mejores fechas para visitar este destino son noviembre y diciembre, ya que se celebran las fiestas religiosas, acompañado de La Feria Nacional del Tequila.

El Oro, Estado de México

Ubicado en el corazón del país, El Oro, fue en una época antigua uno de los más productivos centros mineros, lo que le otorgó fama de ciudad progresista. En la actualidad, la comida en el pueblo es de sus atributos más destacables, sumada a su maravillosa panadería y uno de los granos de café más puros de toda la nación.

No se puede dejar de lado el Museo de Minería que sintetiza toda la información de una de las actividades más demandadas en todo el mundo.

Bacalar, Quintana Roo

Las playas de México son maravillosas, y aunque Bacalar está catalogada como laguna, no hay forma de las aguas y la arena no den un momento de completa paz y tranquilidad. El traje de baño tiene que estar en la maleta. Pero también hay que empacar unos buenos zapatos de aventura, ya que los fuertes y las antiguas edificaciones son parte del gran atractivo de este glorioso pedazo de tierra.

Con información e imágenes de http://www.sectur.gob.mx y http://www.pueblosmexico.com.mx y https://www.visitmexico.com

One Comment

  1. Pingback: El Bosque de Chapultepec, lo que tiene que ofrecer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *