Extensiones de cabello ¿cómo hacer que luzcan naturales?

Las extensiones de cabello se han convertido en una herramienta indispensable para agregarle volumen y longitud al cabello. Existen múltiples presentaciones y combinaciones, pero dependiendo del uso que se le quiera dar, se deberá escoger una u otra. Luego surgen las dudas: ¿Cómo se cuidan? ¿se pueden peinar? ¿teñir? ¿mojar?

La verdad es que las extensiones de cabello se pueden usar para muchas cosas, dependiendo de la calidad y el tipo de cabello. Muchas mujeres que tienen el cabello corto, las usan para lograr un efecto diferente cuando les apetezca, otras, las tiñen de colores de fantasías para lucir un cabello estupendo y diferente sin la necesidad de que sea permanente.

Extensiones para un cabello más largo

Extensiones para un cabello más largo

Por otro lado, peinarse con ellas tampoco resulta un problema. Dependiendo de la naturalidad que las extensiones posean, se podrán hacer recogidos, trenzas o incluso chongos muy apretados. Incluso se puede complementar un peinado con alguna extensión de flequillo o el de una trenza.

Extensiones de cabello según el tipo de hebra

Antes de ir a una tienda y comprar las primeras extensiones de cabello, es importante conocer que existen por lo menos tres tipos de las que pueden estar elaboradas. Las más recomendadas son las extensiones con cabello natural, ya que resultan la mejor alternativa para aportar volumen y longitud al cabello.

Este tipo de extensiones se realizan a partir de cabello humano, por lo que se las puede teñir, rizar y cortar para que se adecuen a las exigencias de cada persona. Suelen ser de color negro, por lo que si se le quiere adaptar al tono de cabello natural, se deben decolorar y teñir. Pero esto, también es una ventaja, ya que ese tipo de cabello suele ser más abundante y sedosos, además de que se adapta fácilmente al cabello receptor.

Extensiones con cabello natural

Extensiones con cabello natural

Estas extensiones de cabello natural suelen tener un cuidado parecido al cabello propio. Antes de lavarlas, hay que desenredarlas, para luego lavarlas mechón por mechón usando un Shampoo suave y evitar en la medida de lo posible, frotarlas fuertemente para que no se suelten.

Otro tipo de extensiones son las del cabello sintético. Estas se realizan con diversas fibras con punta de queratina. Resultan una opción más económica que las extensiones naturales y tienen varias presentaciones, como cortina, fibras sueltas o clips. También se usan mucho para hacer los complementos como el flequillo falso o un cintillo trenzado.

Extensiones con cabello sintético

Extensiones con cabello sintético

La única desventaja que se le puede poner a este tipo de extensiones es que se suelen notar fácilmente que no es cabello natural. Así como la imposibilidad de aplicar algún tratamiento para teñirlas. Aunque su ventaja es que son más fáciles de cuidar, ya que solo se lavan con un jabón neutro y se peinan para evitar que se enreden.

Por último, las extensiones de cabello seminatural se realizan a partir de la mezcla de cabello natural y sintético. Tienen el mismo uso y acabado que el obtenido con las extensiones de hebras sintéticas. Además, de que se lavan y se mantienen de la misma forma. Su plus, es que resultan un poco más natural que las anteriores mencionadas.

Formas de fijar las extensiones en el cabello

Si se quiere realizar algún peinado con extensiones de cabello, es importante conocer las distintas formas que existen de colocarlas para que quede natural. Una primera forma es usar unas extensiones con enganches de queratina. Esas quedan muy naturales ya que se trabaja con mechones individuales que tienen una pequeña pestaña de queratina en uno de los extremos. Para unirla al cabello, hay que ubicarlas a 2 cm por debajo de la raíz y aplicar calor con una plancha. Son casi indetectables.

Extensiones con enganches de queratina

Extensiones con enganches de queratina

Por otro lado, las extensiones cosidas se basan en una cortina de cabello que se unen en la parte superior y que caen de una forma muy natural. Son las más utilizadas, pero si no se tiene cuidado se puede lograr el efecto contrario. Además, cuando pasa el tiempo, se le pueden colocar unos clips para convertirlas en extensiones temporales.

En cambio, las extensiones de clips, las que ya los poseen desde la compra, son las más cómodas de llevar porque son temporales. Se colocan separando capas de cabello y tratando que queden lo más cerca del cuero cabelludo posible. Aunque al final resultan algo tediosas llevarlas todos los días, aunque con un poco de perseverancia, se puede volver un hábito usarlas siempre.

Forma correcta de aplicar las extensiones de clip

Forma correcta de aplicar las extensiones de clip

Las extensiones adhesivas han resultado en un método innovador para agregarle longitud al cabello. La forma de fijarlas al cabello se basa en piezas de 4 cm y que tienen una tira adhesiva. Al igual que las extensiones de clips, se fijan entre las capas de cabello y pueden durar hasta tres meses en el cabello. Eso sí, se deberán retocar ya que se descolocan a medida que el cabello va creciendo.

Existen múltiples formas de fijar las extensiones de cabello, pero cuando se elige el correcto ya solo queda comenzar a realizar los peinados que se deseen.

Te puede interesar: Ventajas de usar secadora de cabello

Imágenes:
https://pixabay.com/es/retrato-mujer-chica-rubio-cabello-1360829/
https://www.naishair.com/blog/tipos-calidad-extensiones/tipos-de-extensiones-de-pelo/  https://alimentosparaelpelo.com/extensiones-cabello-sintetico/              https://casaydiseno.com/extensiones-de-pelo-tecnicas.html
https://pelucasrodrigo.com/productos/extensiones-y-complementos/naturales-extensiones/extensiones-clip-de-cortina/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *