7 ideas originales para sorprender con el catering de la boda

En el mundo de las bodas a veces parece que todo está escrito. Tenemos la impresión de que es difícil sorprender con algo nunca antes visto. Pero, nada está más distante de la realidad, especialmente cuando hablamos del catering de la boda. Los expertos en este tema se inspiran día a día de distintas fuentes como el mundo de la moda, la gastronomía internacional y el arte para conocer las tendencias y crear cosas innovadoras, completamente fuera de serie.

Esta vez tocamos el tema de la comida. Si bien en México, y en general en Latinoamérica, la gastronomía en las bodas está bastante establecida, siempre hay parejas que no saben cómo elegir el catering para su boda, ya que buscan algo diferente para su gran día. Por eso, hay cada vez más expertos proponiendo ideas frescas y originales para sorprender a los novios y a sus invitados.

7 ideas para el catering de la boda

Bebidas ¿para morder?

Una gran idea para sorprender a los invitados es una bebida mordible. Sí, como lo oyes. Si tu boda se llevará a cabo en un lugar de playa o en un sitio en donde haga mucho calor, puedes servir paletas de hielo dentro de copas de champagne. Suena delicioso ¿no? Además, si las temperaturas son altas, los invitados lo agradecerán mucho y seguramente las redes sociales se llenarán con fotos de las bebidas.

Un catering muy mexicano

Tenemos que confesarlo, a todos nos encanta la comida mexicana. Si se pudieran comer tacos y cosas deliciosas en todo momento probablemente lo haríamos, y, aunque una boda no es el sitio donde se suelen encontrar este tipo de platillos ¿qué tal atreverse a hacer algo diferente? Durante el cocktail y para abrir el apetito de los invitados, se puede ofrecer margaritas de limón junto con mini botellas de tequila, acompañados por taquitos miniatura. Una opción de entradas poco convencional y que encantará al 100% de los asistentes.

Una joya hecha pastel

En el mundo de la repostería y la pastelería siempre se busca la innovación acompañado de un maravilloso sabor. Al grado de que muchas creaciones parecen todo menos un elemento comestible. ¿Qué te parecería sorprender con un pastel que parezca una joya? Como recién sacado de una mina. Será una gran sorpresa para el catering de la boda y saldrá del tradicional molde del pastel de tres pisos con el merengue blanco y las figuras de los novios por arriba.

Street food en una boda ¿en serio?

Nadie se imaginaría comer hamburguesas, hot dogs o pizza en una boda, pero ¿y si lo sirvieras de manera que sea un servicio chic? El secreto, como siempre, está en la presentación. Se pueden montar diferentes barras en las que sirvan mini bagels, mini hamburguesas o rebanaditas de pizza. Nadie dirá que no a algo tan rico y tan bonito. Un beneficio adicional de este servicio es que puede resultar más barato sin perder calidad, todo dependerá de encontrar al proveedor perfecto.

El postre también se bebe

Esta idea surgió en Estados Unidos con algunas parejas amantes de las galletas, que comenzaron a servir de postre galletas con leche. El siguiente paso es esta idea: servir shots de leche en un vasito hecho de galleta con chocolate para que al mismo tiempo que se bebe, pueda ser comestible. Un poco como funciona el cono de helado. Esta idea es genial para bodas de noche y que la lista de invitados no sea tan extensa, sorprenderá realmente.

Donuts colgantes

Esta es una idea genial para sustituir la barra de postres o la mesa de dulces. Todavía no hemos conocido a nadie a quien no le gusten las donas, así que por qué no darlas de postres y que estos cuelguen en una pared. No solo será delicioso, sino que además se verá increíble. También hay parejas que deciden tener este arreglo compensando el pastel, poniendo un toque divertido y original al catering de la boda.

Mariscos en formato individual

Los mariscos, sobre todo los camarones y los mejillones, son un lujo, de hecho, en algunos países, dar mejillones en la boda es símbolo de status social y buena posición económica. Qué tal si además de ofrecerlos en la boda, se presentan de forma completamente diferente a lo que se ha visto: una mini bandeja de hielo, con un mejillón y un micro frasco de salsa para cada persona es una idea que no es muy vista en los banquetes y causará más de una reacción adorable.

El éxito del catering de la boda muchas veces no está en ofrecer platillos carísimos y sofisticados, a veces también se puede triunfar con algunas ideas sencillas pero originales y que tengan una presentación especial. La clave está en innovar y siempre buscar pequeños detalles que hagan toda la diferencia.

Te podría interesar: Tips para organizar una boda con poco presupuesto

One Comment

  1. Pingback: Los 5 pasteles más bonitos de las bodas modernas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *